¿QUÉ ES LA BIBLIA?



   Lo primero que sorprende en la Biblia es que no es un libro sólo ni ha sido escrita por una sola persona. La Biblia es toda un biblioteca reunida en un solo libro. La Biblia que nosotros usamos hoy contiene 72 libros, escritos por muy diferentes autores a lo largo de unos 1,000 años. Incluyen historias verdaderas y parábolas, cantos y poesías, leyes y normas, discursos y cartas, hechos históricos y anuncios del futuro.

   De hecho, en la Biblia hay muchas cosas que no puedes entender por ti mismo y tú sólo. Necesitas ayuda. La Biblia se divide en dos partes: Antiguo Testamento y Nuevo Testamento. El Antiguo Testamento es casi dos veces más largo que el Nuevo Testamento. Se refiere al pueblo elegido de Dios, el pueblo de Israel. Empieza con la creación y nos lleva a través de una serie de etapas hasta los días del destierro, cuando los israelitas fueron conquistados y hechos prisioneros por Babilonia. Una vez que volvieron a la patria, tiene lugar la restauración de la comunidad judía. Luego se produce un silencio, que dura varios siglos. El Nuevo Testamento empieza con el nacimiento de Jesús. Habla luego de su vida y de la expansión de la Iglesia Católica después de la muerte y resurrección del Señor.

   La Biblia es el libro de la Ley. Los cinco primeros libros reciben el nombre de Pentateuco que significa "cinco libros". Se trata en realidad de un libro dividido en cinco partes. Contiene la historia del pueblo de Dios, desde Abraham hasta José, precedida por una introducción sobre los orígenes de todas las cosas: la creación del mundo y los primeros pasos de la civilización sobre la tierra. Incluye asimismo las normas de Dios, llamadas los Diez Mandamientos, además de una serie de instrucciones detalladas para la vida diaria. Los judíos llaman a este conjunto "La Torah", es decir "El Libro de la Ley".

   Historia del Antiguo Testamento

   Los diecisesis siguientes son llamados "Libros históricos". Toman el libro de la historia a partir de José y su famosa batalla de Jericó. La continúan a través de la monarquía y el destierro hasta la restauración después del exilio y terminan con la revolución de los Macabeos.

   La Biblia es un libro de poesía y sabiduría. A continuación vienen siete libros de carácter porético y sapiencial, que contienen algunas de las piezas literarias más famosas de la literatura universal. Job es un drama. Los Salmos son poesía y cánticos sagrados. Los Proverbios son algo así como refranero de Israel. El Eclesiastés, la Sabiduría y el Eclesiástico contienen sentencias y reflexiones de carácter sapiencial sobre el modo de conducirse en las relaciones humanas y con Dios. El Cantar de los Cantares es una colección de poemas amorosos, que cantan el amor humano y divino a la vez.

   Los Profetas. Los últimos dieciocho libros del Antiguo Testamento son "Los Profetas". Recogen mensajes importantísimos, que fueron predicados por los profetas al pueblo en nombre de Dios.

   Historia del Nuevo Testamento

   Los primeros cuatro libros del Nuevo Testamento son "Los Evangelios", que significan "Buenas Noticias". Contienen los dichos y hechos del Señor tal y como fueron transmitidos y escritos por los discípulos que le conocieron y convivieron con Él.

   Las Cartas. Los 21 libros restantes del Nuevo Testamento son cartas. Trece son de San Pablo. Las demás son de otros apóstoles o de otras personalidades relevantes de la Iglesia primitiva. Contienen enseñanzas, exhortaciones, noticias y saludos afectuosos, que los pastores dirigían a sus comunidades cristianas. A veces, también corregían y censuraban en la fe y en las costumbres.

   Apocalipsis. El último libro es único. Escrito en poesía y en un lenguaje lleno de símbolos, lo integran una serie de visiones sobre el pasado, presente y futuro de la historia, destinadas a iluminar y animar a las comunidades cristianas, que sufrían las persecuciones de los emperadores romanos.

  
La Biblia es la Palabra de Dios

   La Biblia se diferencia de cualquier otro libro por una razón muy importante; no sólo es obra de hombres, sino también de Dios. La Biblia está "inspirada" por Dios, que no es lo mismo que "dictada" por Dios. Dios no ha dictado a los autores las palabras de la Biblia, sino que "obra en ellos y por ellos, para que, como verdaderos autores, pongan por escrito todo y sólo lo que Dios quiere". Podemos fiarnos, por tanto, de las palabras de la Biblia. Contienen un mensaje de vida, destinado a todos los hombres y mujeres de cualquier edad y clase. Por eso decimos que la Biblia es "Palabra de Dios".

Página Principal
(Pbro. José Manuel Silva Moreno)